"The Power of the Dog", western "tóxico" Venecia

Jane Campion: "¿Film masculino? No tuve en cuenta los géneros"

Jane Campion en el festival de Venecia
Jane Campion en el festival de Venecia (foto: ANSA)
12:02, 02 sepVENECIARedacción ANSA

(ANSA) - VENECIA 2 SEPT - El filme "The power of the dog", de Jane Campion, en carrera para el León de Oro en el Festival de Venecia, se extiende por 125 minutos, una duración que tiene una legítima razón de ser.
    La película, con Benedict Cumberbatch, Kirsten Dunst, Jesse Plemons y Kodi Smit-McPhee, tiene un desarrollo lento, tóxico, porque aquello que se está develando de la historia requiere los tiempos justos y es solo uno de los posibles desarrollos sugeridos de la trama.
    Producido por Netflix, basado en la novela homónima de Thomas Savage, el film está ambientado en Montana, en 1920, en un post-western.
    Alli, el criador introvertido Phil Burbank (Benedict Cumberbatch) inspira miedo y asombro a todos los que lo rodean.
    Cuando el gentil y culto hermano George (el gran Jesse Plemons) trae a casa a su nueva esposa, la viuda Rose (Kirsten Dunst), con su hijo, Phil no está dispuesto a aceptar a aquellos que considera sólo extraños y comienza a perseguirlos en una guerra sin límites.
    Pero se puede decir que si esta es la trama mínima, lo que sucede a continuación está ligado a deslizamientos emocionales de los personajes, tan sorprendentes como imposibles de contar sin "spoilers".
    Pero algo es seguro: el hijo de Rose, Peter (el actor australiano Kodi Smit-McPhee), que aparece muy silenciosamente solo a la mitad de la película, eventualmente será un verdadero protagonista.
    Una frase clave de la película es su título. Se trata de una frase de la Biblia, un salmo que dice: "Salva el alma de la espada, salva el corazón del poder del perro". Algo que en el Viejo Testamento se refiere a la capacidad y la conciencia de los ricos y poderosos para oprimir a los pobres y a los que no tienen ningún poder.
    "Soy una persona creativa y no hice un porcentaje de los géneros del libro de Savage", dijo hoy Campion en el Lido, ante la pregunta de cómo se sentía "rodando una película altamente masculina".
    "Siempre creí en este libro y no lograba olvidarlo después de haberlo terminado. Se te mete en la psiquis", agregó sobre la elección del tema para su nuevo film.
    Sobre los últimos doce años, en que no estrenó una película, la realizadora dijo que solo se dedicó a las series televisivas, que le gustan mucho ya que puede "darles una tonalidad y luego desarrollarlas".
    "Netflix te permite tener un buen presupuesto y respeta mucho la libertad de expresión. Y, sin embargo, no excluye tampoco el estreno en las salas". Para Campion, que siempre estuvo inspirada por ideas feministas, las mujeres dieron pasos de gigante. "Si tienen una posibilidad, nadie las detiene. Y hoy tienen más apoyo incluso por parte del mundo masculino", sostuvo.
    Cumberbatch, por su parte, habló del carácter machista y distante de su personaje.
    "Su toxicidad está relacionada con cómo creció. Lo entiendo y no lo juzgo pero el hecho de que no tenga redención es parte de su historia. Es un personaje complejo y es reduccionista considerarlo solo como malvado", explicó.
    Finalmente, fue Kirsten Dunst quien habló de la clave de "The powe or the dog" y del trabajo de Jane Campion.
    "En esta película hay algo de sexual, algo turbio, una profundidad que siempre se encuentra en sus obras", sostuvo.
    (ANSA).
   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en