Desde el 15/10, al trabajo con "green pass" en Italia

En caso contrario, sueldo suspendido

Desde el 15/10, al trabajo con
Desde el 15/10, al trabajo con "green pass" en Italia (foto: FABIO CIMAGLIA)
18:54, 16 sepROMA 1Redacción ANSA

(ANSA) - ROMA 16 SEPT - A partir del 15 de octubre, sin el "green pass" no se podrá entrar en Italia en ningún lugar de trabajo, ni público ni privado.
    El premier italiano, Mario Draghi, extendió la obligación a más de un tercio de los italianos, con una medida que va acompañada de controles y sanciones pero con el único fin -explicó a sus ministros- de "seguir abriendo el país" y evitar nuevos cierres.
    El vía libre el gobierno es unánime, pese al malhumor de Matteo Salvini y de una parte de la Liga. El objetivo es dar a la campaña de vacunación el empuje necesario para alcanzar, a mediados de octubre, al 80% de la población.
    A los trabajadores, pero también a los alcaldes, a los gobernadores, a la cúpula institucional, se le da un mes para adecuarse, con la primera dosis de la vacuna.
    Luego, desde mediados de octubre, para acceder a los lugares de trabajo si no se está vacunado o curado de Covid habrá que hacer un hisopado cada 48 horas (o 72 si es molecular), o en caso contrario se incurrirá en la suspensión del trabajo o del sueldo, así como multas de hasta 1.500 euros.
    El vía libre al "super green pass" llega tras una larga discusión en el gobierno, una confrontación con las regiones y una hora de examen de las normas en el Consejo de Ministros.
    No se aceptó el pedido de los sindicatos y de la Liga de brindar hisopados gratis a todos los trabajadores no vacunados, sino que valdrán solo para los exonerados de la vacuna y las farmacias tendrán que aplicar precios moderados para todos os demás.
    Frente a la opción de establecer vacunas obligatorias, se optó entonces por la medida, menos divisiva, de pedir el "green pass" a quien "entre por una puerta para hacer su trabajo". Así es que vale para empleados públicos, autoridades independientes, el Banco Central, los que ocupan cargos electivos o institucionales, los autónomos, abogados, arquitectos, plomeros, niñeras o cuidadores de ancianos.
    Donde sea que se puede controlar, entra en vigencia la obligación.
    Por lo tanto, no se requerirá en los medios de transporte locales, por ejemplo. El único límite el gobierno lo encuentra en los órganos constitucionales, el Quirinale, las Cámaras y la Corte Constitucional, que son autárquicos, aunque igualmente fueron invitados a adecuarse.
    En el parlamento, sin embargo, se abre el debate, y los exponentes de la Liga se niegan a la medida.
    En cuanto a las medidas, no se podrá llegar al despido del trabajador. En el sector público se suspenderá el sueldo tras cinco días sin "green pass", y en el sector privado desde el primer día.
    Si no hay controles, para los empleadores las multas van de 400 a 1000 euros, para las violaciones de los trabajadores van de 600 a 1500 euros.
    Quedan pendientes todavía las discusiones sobre el teletrabajo, de modo que los antivacunas no pidan estar siempre exentos del trabajo presencial, y sobre la eliminación del aforo para cines y teatros, dado que se entra con "green pass".
    (ANSA).
   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en