El déficit anual de la Santa Sede llega a € 66,3 millones

En año de atroz pandemia, se esperaban, incluso, cifras peores

Los números del Vaticano en rojo. Tiene lógica en medio de la pandemia
Los números del Vaticano en rojo. Tiene lógica en medio de la pandemia (foto: ANSA)
12:56, 24 julCIUDAD DEL VATICANORedacción ANSA

(ANSA) - CIUDAD DEL VATICANO, 24 LUG - Las cuentas de la Santa Sede tuvieron este año un déficit de 66,3 millones de euros, seis veces más que el período anterior, lo que muestra un ejercicio difícil, que obligó a los dicasterios vaticanos a reducir gastos, pero en medio de la pandemia los números pudieron haber sido incluso mucho peor.
    Un año en el que se ha extraído menos que en el pasado del Óbolo de San Pedro para apoyar el servicio de los dicasterios para la misión del Papa, pero se ha ayudado más a las Iglesias de los países más afectados por la pandemia.
    Esto es lo que se desprende de los estados financieros consolidados de la Santa Sede, que hoy presentó el padre Juan Antonio Guerrero Alves, prefecto de la Secretaría de Economía.
    "El déficit del año pasado fue de 11,1 millones de euros y el de este año de 66,3 millones de euros", explicó en una entrevista con medios de prensa vaticanos.
    "Con todo, mejor de lo que esperábamos. No puedo decir que haya sido un buen año. Pero dadas las circunstancias, puedo decir que para 2020, antes de la pandemia, habíamos presupuestado un déficit de 53 millones de euros. Cuando apareció el Covid, las previsiones de déficit que hicimos en el mejor escenario habrían sido de 68 millones de euros y en el peor de 146 millones de euros. En el escenario medio, se esperaba que el déficit fuera de 97 millones de euros", detalló el prefecto Guerrero Alves.
    "Así que revisamos el presupuesto en marzo, aceptando un déficit de 82 millones de euros. El resultado que se produjo en cambio, con un déficit de 66,3 millones de euros, fue ligeramente mejor que el mejor de los escenarios hipotéticos, y mucho mejor de lo que habíamos pronosticado en el presupuesto revisado de marzo", observó luego.
    Según Guerrero Alves, "la buena noticia es que, gracias al esfuerzo realizado, los resultados son muy cercanos a los de un año normal".
    "El déficit ordinario es de 14,4 millones de euros menos que 2019: 64,8 millones de euros en 2020, frente a 79,2 millones de euros en 2019", precisó. "Este es sin duda un mejor resultado. Sin embargo, la rentabilidad de las inversiones financieras fue 51,8 millones de euros inferior y el resultado extraordinario también fue de 17,8 millones de euros", añade.
    Para Guerrero Alves, "los dicasterios han actuado con responsabilidad en el gasto y los ingresos han disminuido menos de lo esperado. Se han reducido los gastos".
    Y, según indicó, "habrían sido incluso menores si no hubiera sido por 6,7 millones de euros de gastos extraordinarios relacionados con Covid más otros 3,5 millones de euros incluidos en los gastos ordinarios".
    "Es un bonito gesto que algunos departamentos vinculados a las Iglesias más necesitados de ayuda, además de reducir gastos en muchas otras cosas, han incrementado las contribuciones a estas Iglesias para las necesidades provocadas por Covid", afirmó luego.
    En cuanto a ingresos, "habíamos presupuestado 269 millones de euros antes de Covid y eran 248,4 millones", señaló Guerrero Alves.
    Finalmente, los departamentos con más inversiones "pudieron aportar este año con más dinero a los gastos de los departamentos de misión, es decir, los financiados por la obolación, reduciendo así la necesidad de recurrir a la obolación".
    El Obolo -explicó el prefecto de Economía- recaudó 44 millones de euros y aportó 50 millones de euros a la misión del Santo Padre en 2020, además de 12 millones de euros en desembolsos directos para proyectos concretos en varios países" y "gastó 18 millones euros más de los que recaudó, aprovechando sus activos anteriores".
    Asimismo, por primera vez se publican las cuentas anuales de la APSA (Administración del patrimonio de la Sede Apostólica), correspondientes al ejercicio 2020, que arrojan un resultado operativo de 21,99 millones de euros, 51,2 millones menos que en 2019 (fue de 73,21 millones).
    La gestión de activos arrojó un resultado de 15,29 millones (-27,1 respecto a 2019), la gestión inmobiliaria de 15,25 millones (-8,3), el resto de activos un déficit de 8,56 millones (con una disminución de 15,8 millones con respecto a 2019).
    A pesar de los "resultados económicos reducidos", en gran parte debido a la crisis de Covid, APSA, sin embargo, contribuyó a cubrir el déficit de la Curia por 20,6 millones.
    En entrevista con los medios vaticanos, el presidente de APSA, monseñor Nunzio Galantino, subrayó que a pesar de la reducción de ingresos "sigue siendo un resultado positivo", que "ha puesto de manifiesto la voluntad de ser y seguir siendo y comportarse como Iglesia".
    La misma decisión de hacer público el presupuesto "es sin duda un paso adelante en la línea de la transparencia y el intercambio", añadió Galantino. (ANSA).
   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en