Prioridad orden público y respeto DDHH, Piñera

Declaración ante fiscal por delitos en revuelta social de 2019

17:01, 28 julSANTIAGO DE CHILERedacción ANSA
(ANSA) - SANTIAGO DE CHILE, 28 LUG - El presidente, Sebastián Piñera, aseguró que durante el estallido social en Chile en octubre de 2019 su preocupación central fue garantizar el orden público y a la vez que se respetaran los derechos humanos de los millones de manifestantes en la mayor crisis que vivió el país en más de 40 años.
    Según publica el diario La Tercera, el mandatario sostuvo que no hubo "ninguna advertencia concreta y específica" al gobierno que previera los hechos ocurridos el 18 de octubre de 2019.
    Consultado por el Ministerio Público sobre su frase "estamos en guerra ante un enemigo poderoso", explicó que se trató de una alocución retórica y que no se refería a los manifestantes.
    El jefe de Estado prestó testimonio el 19 de julio y en 11 carillas defendió su accionar frente a las querellas que lo acusan de no haber hecho nada para impedir que los manifestantes sufrieran la represión policial. Balines disparados a la cara que dejaron a más de 400 personas con daño ocular, e incluso ciegas, además de torturas sexuales en retenes de Carabineros.
    Reconoció la existencia de un sistema de inteligencia a cargo de la Agencia Nacional de Inteligencia (ANI) que colabora con el presidente, "pero no hubo ninguna advertencia concreta y específica sobre un desenlace de hechos como los vividos el 18 de octubre de 2019", sostuvo.
    Añadió que su entonces ministro de Defensa, Alberto Espina, le informó que "había antecedentes" de "probablemente la Unidad de Inteligencia del Ejército", en que "se daba cuenta de que habían ingresado al país ciudadanos extranjeros, principalmente cubanos y venezolanos, que podrían haber participado en hechos de violencia".
    "Yo le pedí que esos antecedentes los pusiera en poder de la fiscalía", aclaró. Sobre si actuó sobre la base de esa información, afirmó que "la única decisión que se adoptó en función de ese informe fue poner a disposición del Ministerio Público". "He aprendido a ser prudente con ese tipo de informes", acotó.
    Aclaró que la decisión de decretar el estado de emergencia no tuvo nada que ver con ese informe y que la medida se adoptó por el estado grave de alteración del orden público.
    Reveló la reunión con el general Javier Iturriaga la noche del 18 de octubre, quien asumió labores como jefe de la Defensa Nacional.
    "Le planteé que la razón para decretar el estado de emergencia eran los saqueos, incendios, principalmente atentados incendiarios a estaciones de Metro y edificios públicos, privados y los atentados contra infraestructura pública y privada y gravísimas alteraciones al orden público. En esas circunstancias Carabineros se vio superado por la violencia, porque no tenían la capacidad humana ni material para asegurar el resguardo del orden público. Así me lo planteó el ministro del Interior después de hablar con el general (Mario) Rozas. Le dije al general Iturriaga que su misión era resguardar el orden público con pleno respeto a los derechos humanos y al Estado de derecho", reafirmó.
    "Desde el mismo 18 de octubre empezamos a tomar distintas medidas de prevención para resguardar los derechos humanos, como tomar contacto con organismos de DDHH e invitarlos a Chile a observar e informar la situación y recomendar medidas para proteger mejor los DDHH", añadió.
    "Adicionalmente coordinamos acciones con el Poder Judicial, el Ministerio Público, el INDH (Instituto Nacional de Derechos Humanos), Defensoría de la Niñez y Defensoría Penal Pública para asegurar el cumplimiento de sus funciones", detalló.
    Contó que él mismo gestionó la visita del alto comisionado de la ONU, el director de Human Rigth Watch y la Comisión Interamericana de DDHH "cosa que hicieron".
    Adicionalmente a esto, sostuvo Piñera ante la fiscalía, se formaron mesas interinstitucionales de trabajo para acoger las recomendaciones de estos organismos.
    Consultado por el propósito de la frase "Estamos en guerra contra un enemigo poderoso", que pronunció el 20 de octubre de 2019, declaró que "nunca se acordó expresar esa frase en ningún comité comunicacional o político del gobierno. Es una frase retórica, no literal, que ocupo con mucha frecuencia. Suelo decir que estamos en guerra contra el Covid, contra el narcotráfico, contra la pobreza, procurando así identificar males que hay que combatir".
    El Ministerio Público le preguntó qué había hecho el gobierno cuando comienzan a verse las lesiones oculares provocadas por perdigones utilizados por uniformados, Piñera respondió que "se preocupó y ocupó de esta materia pidiendo a Carabineros que iniciara los sumarios correspondientes y que se pusiera toda la información a disposición del Ministerio Público, intentando evitar que siguieran sucediendo estos hechos.
    . El gobierno pidió expresamente a Carabineros que revisara sus protocolos del uso de la fuerza para asegurar el respeto de los derechos humanos. De hecho, a partir de esas peticiones se restringió el uso de las escopetas antidisturbios". (ANSA).
   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en