Nuevas acusaciones contra Facebook

Ignoró alarmas. Ganancias por encima de contenidos peligrosos

Facebook otra vez en el centro de acusaciones de sus propios empleados
Facebook otra vez en el centro de acusaciones de sus propios empleados (foto: ANSA)
17:56, 23 octNEW YORKRedacción ANSA

(ANSA) - NUEVA YORK, 23 OTT - Surgen nuevos problemas para Facebook, pues un nuevo "topo" acusa a la red social de Mark Zuckerberg de haber permitido la propagación del odio y la desinformación con fines de lucro.
    Algunos documentos entregados a las autoridades estadounidenses revelan las alarmas de los empleados ignoradas y sobre todo decisiones de la empresa sobre la difusión generalizada de contenidos peligrosos, con el objetivo de polarizar la opinión pública antes y después de las elecciones presidenciales de noviembre de 2020.
    Las nuevas acusaciones hechas contra Facebook están en línea con las formuladas por Frances Haugen, la ex empleada de la empresa que también testificó en el Congreso de los Estados Unidos.
    La red social -según la acusación del segundo "topo"- se ha negado reiteradamente a aplicar las normas de seguridad vigentes para todos los "amigos" de Facebook a Donald Trump y sus aliados, por temor a enfurecerlos y, en consecuencia, pagar un precio en términos de crecimiento de la empresa.
    En una declaración jurada, la nueva "garganta profunda" o sea el informante que estuvo dentro de la empresa contó cómo Tucker Bounds, oficial de comunicaciones del gigante de Menlo Park, minimizó los temores sobre el papel de la plataforma en las elecciones de 2016 con respecto a la interferencia rusa en 2017.
    "Es apenas un destello. Algunos legisladores se enojarán, pero en unas pocas semanas se enfocarán en otras cosas" mientras Facebook contará dinero, dijo Bounds, ahora vicepresidente de comunicaciones para redes sociales.
    El episodio es solo uno de los muchos documentados en los cientos de páginas entregadas a las autoridades estadounidenses.
    Las nuevas tarjetas revelan cuántos dentro de la red social habían dado la alarma por la creciente desinformación en la plataforma, especialmente después de la votación de 2020 con la propagación del movimiento "Stop the Steal", una teoría de conspiración del conservadurismo de Estados Unidos;;;;;;;; en la que algunos partidarios del presidente Trump han promovido afirmaciones falsas;;; de fraude electoral generalizado.
    De hecho, los datos recopilados por un empleado de Facebook revelaron que en la semana siguiente a las elecciones estadounidenses, el 10% del contenido político visto en Estados Unidos no eran más que publicaciones sobre fraude electoral.
    Cifras alarmantes tras las cuales no hubo acción por parte de la empresa.
    Y no solo eso. La documentación muestra la frecuencia con la que los algoritmos de Facebook han orientado a los usuarios hacia grupos extremistas, lo que ha llevado a los empleados a hacer sonar las alarmas. Sin embargo, los gerentes ignoraron deliberadamente sus advertencias.
    La tendencia fue documentada por un estudio realizado por una investigadora de la empresa que creó un perfil falso "Carol Smith", una mujer conservadora que incluía a Fox News y Trump entre sus intereses.
    En dos días, el algoritmo de Facebook recomendó a "Carol Smith" unirse a grupos afiliados a la teoría de la conspiración de QAnon, la abreviatura que define a los que creían en la existencia de una conspiración contra Trump.
    El ataque al Congreso del 6 de enero fue entonces el episodio que más irritó a los empleados de Facebook, uno de los cuales habló expresamente en el chat interno de "abdicación de responsabilidad" por parte de la red social, culpable según la acusación de haber desmantelado demasiado rápido las redes de seguridad preparada para las elecciones.
    Para Zuckerberg, los nuevos ataques parecen indicar cómo el anunciado cambio de logo y el nombre de su criatura puede no ser suficiente para hacer que la gente olvide las fallas y abra un nuevo capítulo en relación a la red social. (ANSA).
   

Todos los Derechos Reservados. © Copyright ANSA

archivado en